Líneas de lavado

El lavado es una de las etapas más críticas en el procesado de vegetales ya que está relacionado con la seguridad. El principal objetivo del lavado es eliminar los restos de suciedad y reducir la carga microbiana presente en la superficie del tejido. Asimismo, esta etapa sirve para enfriar el material vegetal y prepararlo para el efecto que se produce tras el corte y que puede favorecer el crecimiento microbiano. El posterior proceso de secado mantendrá el producto en las condiciones óptimas para la conservación.

CATÁLOGOS:

Catalogo Secaderos